sábado, 12 de diciembre de 2015

Calzada Romana y Ojos del Río Moros


Espectacular y dura ruta por la Fuenfría y el Valle del Río Moros, con subida por la Calzada Romana, visita a los Ojos del Río Moros y salida por la Senda del Arcipreste.


Datos técnicos:
Distancia total:45,397 KmPista asfaltada:8,0 %
Desn. de subida acumulado:1256.53 mPista de Tierra:39,3 %
Desn. de bajada acumulado:1230.16 mCamino:21,8 %
Altura máxima:1695.6 mSendero:27,0 %
Altura mínima:1038.2 mCalles:3,9 %
Desniveles:
Subida:43,0 %Llano:12,1 %Bajada:44,9 %

Grado de Dificultad: Difícil
Nivel Físico: Alto
Nivel Técnico: Alto
IBP 102

Tipo de terreno:

Caminos y senderos por bosque de suelos humíferos, con raíces y rocas. La pista del Río Moros tierra prensada en muy buen estado. La senda del Arcipreste con tierra compacta con raíces y rocas, bastante trialera. La Calzada Romana con piedra suelta, raíces y rocas, muy trialera.

Suelo silíceo con afloramientos graníticos, bastante permeable.


Descripción del recorrido:

Salimos de la Estación de Tren de Cercedilla callejeando hacia el Norte para subir hasta la Senda del Agua. Este tramo lo hicimos por una calleja con mucha pendiente, es más conveniente hacerlo entrando por la carretera de Camorritos.

La Senda del Agua, señalizada con puntos azules en los árboles, sube por la ladera derecha del valle de la Fuenfría hasta Las Dehesas, evitando así hacerlo por la carretera. La subida se hace bastante suave y tendida, tiene algún tramo trialero y en un punto hay que cargar la bici para pasar unas rocas pero por lo demás es un sendero bastante llevadero y muy bonito.


Tras 3 kilómetros de rodar por el sendero se baja a Las Dehesas. Cruzamos el Arroyo de la Fuenfría y torciendo a la derecha bordeamos la Casa Forestal, pasamos los aparcamientos hasta llegar a la Fuente de Majavillan y subimos hasta la Carretera de la República.

Esta pista comienza asfaltada pero enseguida se convierte en tierra prensada. La recorremos durante 1.600 m., con un desnivel medio del 7,7 %, hasta llegar a la Pradera de los Corralillos, cruce de 4 de los 5 caminos históricos de La Fuenfría.


Aquí se deja la Carretera de la República metiéndonos a la izquierda por la Calzada Romana. Está marcada con puntos verdes y se cruza varias veces con la Calzada Borbónica, puntos blancos, con el Camino Schmid, puntos amarillos y con el Camino Viejo de Segovia, rayas amarillas y blancas, por lo que tenemos que ir muy pendientes del track para no perder el camino.

La Calzada Romana, la Vía XXIV que unía Titulcia con Segovia en época romana, es muy trialera, con piedra suelta, rocas y raíces. Ascenderemos algo más de 2 kms con una pendiente media del 11,8%, en algunos tramos podremos pedalear y en otros nos toca empujar la bici, hasta llegar al puerto de la Fuenfría.


Desde el alto de La Fuenfría continuamos por la Vereda Del Infante, una pista que sube durante unos 300 metros y luego llanea y desciende durante 2 kms. hasta el Collado de la Marichiva, por donde pasamos por una cancela entrando al Valle del Río Moros, en Segovia. Durante los meses de verano está prohibido el acceso a la Garganta del río Moros debido al riesgo de incendios.

En este punto torcemos por un sendero a la derecha, en su comienzo bastante desdibujado aunque señalizado con dos pequeños hitos de piedra en el suelo, el PR-M/SG 19, que penetra en el pinar ascendiendo lentamente por la ladera del Cerro Minguete hasta llegar al Arroyo de los Ojos del Río Moros. Es un sendero un poco complicado por las raíces y piedras, pero se puede hacer en bici y es espectacular.


Ahora descendemos paralelos al arroyo, una bajada muy complicada y trialera, con tramos en los que desaparece el sendero y otros que directamente cargamos la bici al hombro saltando de piedra en piedra en medio del arroyo, hasta llegar a la pista del Valle del Río Moros, justo encima del Embalse del Vado de las Cabras.

Recorremos la ladera norte del valle del Río Moros durante 9 kms. llaneando por la pista hasta alcanzar la Cañada Real Leonesa, el GR-88. La pista hace una curva a la izquierda y comienza el descenso hasta el Río Moros.


Acabado el descenso cogemos a la derecha la pista paralela al río, pasando el Refugio y la Fuente de Los Guijos. Llegados al Refugio del Puente Negro cruzamos al otro lado del río por el Puente Negro, continuando hacia el Río Gudillos por pista, ahora asfaltada, hasta la cancela por la que se sale del parque, donde nos vuelven a recordar que es una zona natural protegida y cerrada al público en los meses de verano.

Continuamos por la pista del Camino Del Agua durante unos 700 metros hasta encontrar a la izquierda la entrada a la Senda del Arcipreste, un sendero de casi 3 kms. con tramos ciclables y tramos de pateo debido a las rocas y raíces, con una pendiente media del 4,5 %.


Tras pasar una cancela se suaviza el sendero y cruza el GR 10, llegando al Collado de la Sevillana donde se marca la Senda del Arcipreste, dentro de las Rutas de Guadarrama y señalizada con puntos verdes. El Monumento al Arcipreste de Hita queda a la izquierda, subiendo por el GR-10 monte arriba.

Desde el Collado de la Sevillana descendemos por el Cordel de Valladolid en una fuerte pendiente cruzando el Camino de los Lomitos y siguiendo el tendido eléctrico seguimos bajando unos 300 m. ahora por un sendero muy roto por las escorrenteras y las motos, hasta una pradera donde giramos a la derecha metiéndonos en el pinar y ya por un sendero más asequible bajamos hasta la pista de la Estación de Tablada.


Tras unos pocos metros por esta pista nos desviamos a la izquierda por una cancela que da a un camino que atraviesa un bonito pinar y que nos baja hasta el Embalse de Los Irrios. Pasamos por debajo de la presa afrontando una potente rampa, aunque parece que hay un sendero que rodea el embalse por el Norte que puede evitar esta subida.

Desde allí, siempre por debajo de las vías del tren continuamos hacia el Noreste, rodando por caminos en un sube y baja rompepiernas y cogiendo algunos senderos trialeros. Seguimos por el Camino de las Cuevas hasta Los Veneros, donde torcemos al Norte subiendo hasta la Urbanización de Las Cuerdas, que rodeamos pasando por debajo de las vías del tren y torciendo a la derecha alcanzamos el Camino del Faro, un pequeño sendero de 500 metros que bordea las urbanizaciones de Cercedilla y que nos lleva hasta el Sendero de Rodenas, por donde descendemos al pueblo y acabamos esta espectacular y dura ruta.


Ver el track en   

Ver el track en   


5 comentarios:

  1. Muy buena la información. Tiene una pinta estupenda la ruta.Gracias por compartir.
    Buenas pedaladas.

    ResponderEliminar
  2. No puede ser!
    He estado estos días viendo varias rutas de los Ojos del Río Moros y la via XXIV, puntos verdes, para hacer prepararme un rutón en bici y aquí me lo das ya hecho jajaja
    Desconocía cuanto pateo requeriría en bici pero con tu crónica ya me hago a la idea para cuando retome de nuevo la bici y esté algo más fuerte para poder afrontar este pedazo de rutón.
    Muchas gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Os dejo un triptico con las calzadas y caminos de la Fuenfria que encontré en mi búsqueda de información:

      Triptico Fuenfria

      Eliminar
    2. El triptico es de Camineria Histórica de la Fuenfría, ya lo tenia, pero los colores no son en todo correctos, solo el verde para la Calzada Romana y amarillo para Schmid.

      Este folleto de Sendas Verdes está muy completo
      Sendas del Valle de la Fuenfría

      También tienes mapas y folletos en Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama

      Y luego el de Cercedilla está muy bien RUTAS TURÍSTICO-AMBIENTALES

      Eliminar
    3. La subida por la Calzada Romana tiene pateo pero merece la pena, nosotros la cogimos a partir de la Pradera de los Corralitos, si se coge desde Las Dehesas te comes un tramo mucho mas duro.

      Eliminar